EL HALLAZGO DE LA MINA AMOROSA

En una de mis visitas en 1991 para obtener material para la Feria de Minerales de Castellón, unas chicas me comentaron que la mina en la otra parte del barranco, muy visible en forma de cueva colgada sobre el barranco pero aparentemente inaccesible salvo con escalada vertical, tenía una pequeña bocamina de entrada a unos diez metros del agujero, y que existía un sendero que llegaba hasta ella. Por ello, en mis vacaciones decidí buscarla. Fue así como después de toda una mañana buscando dicha entrada, un coleccionista de minerales entraba por primera vez en La Amorosa.

La sensación de ver vetas de colores, piezas cristalizadas casi al descubierto dentro de aquella mina, nunca se me olvidará; durante varios días estuve reconociendo cada rincón de dicha mina y recolectando material de todos sus entresijos, que luego con el binocular pude disfrutar; más de treinta visitas, la mayoría para acompañar a otros coleccionistas ha hecho que hayamos encontrado muchas especies que después de su análisis han resultado ser las siguientes:

Tyrolita, Conicalcita, Galena, Mimetita, Richelsdorfita, Claraita, Tangdanita, Azurita, Malaquita, Zincolovenita, Aragonito, Calcita, Theisita, Parnauita, Cobre nativo, Cuprita, Rosiaita, Yakhontovita, Crisocola, Mixita, Rruffita, Atticaita, Tennatita, Enargita, Calcopirita, Olivenita, Devillina, Zincodevillina, Cuarzo y Strashimirita.

Cabe resaltar la mejor calidad para tangdanita, theisita strashimirita, mixita y devillina, buenas richelsdorfitas cristalizadas, pero pocas muestras, al igual que con la atticaita. La rruffita tampoco abunda pero es la segunda cita mundial para dicha especie, al igual que la yakhontovita.

Recientemente se han analizado muestras que han dado lavendulana, eritrina, beta-roselita y cobaltcoritnigita, pero tenemos muchas más muestras con mineralización sin determinar. Iremos añadiendo fotos de las minas y de sus minerales.